Búsqueda

Páginas vistas en total

Seguir por correo electrónico

Con la tecnología de Blogger.

Follow Me

SubscribeIpsum in in.
A dolor nec.Twitter
Volutpat. Facebook
Quisque. Flickr

Seguidores

Seguir

Archivo

lunes, 11 de enero de 2016

La innovación desvanece la desigualdad

La transformación económica producida por las innovaciones en la tecnología digital y de comunicaciones, ha cambiado el ambiente empresarial tradicional y uno de sus resultados es el aumento de la desigualdad económica. Desempolvando el lenguaje obsoleto de eras pasadas, se puede decir que hay una alteración en la relación entre el trabajo, los medios de producción y el capital, y esto es terreno fértil para el populismo y la demagogia. En muchas sociedades se están retomando conceptos superados, tales como impuestos y regulación, y esto ha puesto nerviosos a muchos agentes económicos y emprendedores. Paul Graham, creador de la exitosa incubadora de empresas Y Combinator, dedicó una reflexión pública para advertir de los riesgos de usar remedios que sean más dañinos que la enfermedad. La libertad de empresa y la innovación son los mejores elementos para disminuir la desigualdad económica.



Preludio Fantasmas de otras eras

Hay que ocupar, pero el cerebro

Un fantasma de otra era recorre el mundo y ya está empezando a hacerse notar. Como comenté en notas anteriores, hay una fuerte corriente de pensamiento que está pidiendo una activa regulación estatal sobre las compañías tecnológicas para tratar de compensar a algunos sectores de la población que han resultado afectados por la aplicación de las tecnologías digitales.

Y sin duda algo hay en el ambiente, ya que el emprendedor Paul Graham , fundador de la incubadora Y Combinator, escribió un artículo este fin de año en el muestra preocupación por el mal entendimiento que se tiene de los verdaderos factores que contribuyen a crear la desigualdad económica. Se preocupa que un exceso de regulación puede eliminar los incentivos para la innovación e inhibir el desarrollo económico. Algunos de sus conceptos:

"El error más común sobre la desigualdad económica es tratarla como un solo fenómeno. La versión más ingenua  es la que se basa en la falacia del pastel: los ricos se hacen ricos por quitarle su dinero de los pobres."

"Para entender la desigualdad económica en un país, hay que buscar a los individuos que son pobres o ricos y averiguar por qué.  Si quiere entender el cambio en la desigualdad económica, debe preguntar a esas personas que hubieran hecho diferente."

"Mientras que las manifestaciones superficiales cambian, las fuerzas subyacentes son muy, pero muy viejas. La aceleración de la productividad que vemos en Silicon Valley ha estado ocurriendo durante miles de años. Si nos fijamos en la historia de las herramientas de piedra, la tecnología ya estaba acelerando en el Mesolítico."


"Usted no quiere que el diseño de su sociedad sea de una manera que sea incompatible con esta curva de desarrollo de la productividad. La evolución de la tecnología es una de las fuerzas más poderosas de la historia."

Primer Acto Aprendiendo de la Historia

La respuesta no está en la regulación

A inicios del siglo catorce,  Venecia se había convertido en la ciudad más rica de Europa, con tres veces el tamaño de Londres y tan grande como París, y su poder se había derivado del comercio marítimo. En el cenit de su esplendor, tenía más de trescientos buques con más de treinta y seis mil marineros en las rutas marítimas conocidas. Un mercader veneciano, Marco Polo, fue pionero en la introducción de China en Europa.

En el corazón de esta prosperidad se encontraba el sistema de la "commenda", una forma básica de asociación que duraba un viaje. Este sistema, abría las posibilidades de participar en el mercado a nuevos participantes,  ya que unía a un "inversionista pasivo"  con un viajero dispuesto a arriesgarse y hacer el trabajo de viajar a lejanas latitudes. Ambas partes compartían los beneficios obtenidos, pero el socio pasivo se llevaba la mayor parte, proporcionalmente a los recursos aportados. Este sistema permitió el crecimiento económico y la movilidad social de aquellos que se arriesgaban.

Las ideas centrales de los párrafos anteriores las tomé del libro "Plutocrats: The rise of the new global super-rich and the fall of everyone else" y cuando los leí, no pude evitar relacionarlos con el sistema de "inversiones de riesgo" que ha permitido crear las mayores compañías de los últimos cincuenta años. Inversionistas pasivos, asumen un riesgo que es presentado por audaces emprendedores y ambos comparten los beneficios. Un gran riesgo puede traer una gran recompensa para todos. Bajo este esquema son posibles las historias de cambiar de la pobreza a la riqueza en una generación.

La historia veneciana no acaba bien, las élites se empezaron a preocupar por la movilidad social que producía la "commenda", y empezaron a implantar una serie de restricciones legales que inhibían la participación de nuevos jugadores en el mercado. Al paso del tiempo, los espíritus aventureros emigraron a otras latitudes y los fondos de la oligarquía local fueron insuficientes para impedir la decadencia de la ciudad. ¿Se puede hablar de la lección veneciana?

Segundo Acto ¿Qué podemos esperar?

Todo el poder de emprender

No se puede negar que hay un incremento en la desigualdad económica, en todas las latitudes y aún en países que se consideran "desarrollados". Pero comparto el pesimismo y el diagnóstico de Paul Graham, y en realidad me tienen preocupados los aprendices de brujo que están sueltos:
  • El proteccionismo económico está saliendo del agujero donde estaba escondido y ya empieza a formar parte de la oferta política en varios países, incluyendo a algunos sorprendentes como Francia, que vive con la amenaza de la xenofobia y el aislamiento económico del Madame Le Pen.
  • Las campañas primarias para las elecciones en Estados Unidos, están resultando una verdadera antología del disparate. Del lado del partido demócrata,inclusive se está hablando de un socialismo light y del lado republicano se me cae el teclado de vergüenza tan solo de mencionar a Donald Trump.
  • Y basta tomar cualquier periódico internacional para ver los temas comunes: regulaciones económicas, regreso de sindicatos, impuestos, lucha de clases y un largo etcétera. Me parece que se quieren aplicar remedios del siglo diecinueve a los problemas del siglo veintiuno. 


No, no, no, no

¿Qué lecciones se pueden aprender de los casos de Venecia en el siglo catorce o Silicon Valley ?

Más que preocuparnos de impuestos y limitaciones, hay que evitar los frenos a la economía y la libertad de asociación. ¿Es mucho pedir a los grandes cerebros reguladores que encuentren formas innovadoras para crear una "commenda" del siglo veintiuno?

Negotiis Diveros

El último tango en Yahoo

¿Sospechará su apodo?

En la entrega anterior comentaba sobre los crecientes problemas de Yahoo y la etapa terminal en la que ha entrado la compañía. Y durante la primera semana de 2016, siguen en el ojo del huracán:
  • Otro grupo de inversionistas-activistas, envió una carta en la que critican la gestión de Marissa Mayer, pero también piden la renuncia masiva del Consejo de Administración.
  • Empezaron a correr rumores acerca de la reducción de personal en la compañía.
  • Un acorralado Consejo de Administración, empieza a explorar la posibilidad de vender el negocio central de la compañía.
  • Trascendió, que los desilusionados empleados de Yahoo, se refieren a Marissa Mayer con el apodo de "Evita", por aquello de su gusto por el drama y el culto a su personalidad.


Así a simple vista, como que no se parecen

¿Cómo se dice kaboom en chino?

Hay un agujero de cinco millones de millones de estos

Hay veces que no hay que dejar que la realidad opaque una buena historia, y creo que este es el caso de la economía China. Y sin duda hay mucho que comentar, ya que en un espacio de cuatro décadas pasaron de ser una economía casi agrícola a convertirse en la segunda economía del mundo, usando una forma muy sui géneris de capitalismo de estado.

Y ante cifras asombrosas, muy buena parte de los inversionistas y analistas occidentales decidieron apagar su sentido de la crítica y comenzaron a aceptar todas las noticias surgidas de China. Pero la terca realidad se impone y últimamente las noticias económicas surgidas de este país no son buenas y han creado caos en los mercados mundiales:
  • La economía ha perdido dinamismo y simplemente las cifras de crecimiento del pasado no regresarán. Los celestiales jerarcas del Partido Comunista hablan de una "nueva normalidad" en una economía orientada al consumo interno y los servicios, pero la realidad los contradice.
  • El mercado bursátil chino que tuvo un crecimiento de 150% en un año, y ahora simplemente no se ve fondo. El gobierno central ha intervenido de todas las formas concebibles con magros resultados. La pérdida de confianza en las autoridades es casi total.
  • En una entrega anterior comenté que el gobierno chino había hecho un esfuerzo por repatriar a talento local que estaba repartido en altas posiciones en instituciones financieras occidentales. En los hechos no fueron lo suficientemente apegados a las doctrinas del Partido y fueron sustituidos por fieles burócratas, ignorantes de finanzas, pero fieles defensores del Libro Rojo.
  • Detrás de la debacle del mercado bursátil, está el alto endeudamiento de las empresas estatales chinas y simplemente nadie sabe el tamaño del hueco. La transparencia en cifras no es una de las fortalezas de los camaradas del Partido.
  • Hay un análisis que estima el boquete financiero chino en cinco millones de millones de dólares. A temblar.
  • Mientras estos eventos ocurren, el Partido Comunista prepara su décimo noveno Congreso, del que se esperan medidas para una mayor apertura económica, al estilo occidental. Ajá.

Y hablando de apertura y libertad de expresión las cosas no están de lo mejor:
  • Derivados de los malos momentos del mercado bursátil se ha dado una "epidemia" de desapariciones" de altos ejecutivos de firmas financieras. Reaparecen unos días después negando que hayan sido detenidos por la policía.
  • De igual manera, editores de Hong-Kong especialistas en imprimir libros que están prohibidos por el Partido Comunista se encuentran desaparecidos y la madeja del caso no tiene punta.
  • También hay nueva legislación anti-terrorismo que implica obligaciones sin definición para las empresas tecnológicas, que quedan al arbitrio de los funcionarios chinos.
  • Y también el control total de Internet sigue adelante y simplemente China es un país con un Internet propio y muy pocas conexiones hacia el exterior.
  • Y el celestial camarada Xi Jingpin  sigue con su cruzada "anti-corrupción" para purgar cuadros que no le son del todo leales, y mantiene su persecución de ideas occidentales, como libertad de expresión y Derechos Humanos.

Y todo bajo control

¿Todo en orden? Me parece que eso de los BRICS es una de las mejores cuentos jamás creados.

Créditos Fotográficos






photo credit: @ Sheung Wan via photopin (license)





photo credit: marissa mayer via photopin (license)





0 comments:

Publicar un comentario