Búsqueda

Páginas vistas en total

Seguir por correo electrónico

Con la tecnología de Blogger.

Follow Me

SubscribeIpsum in in.
A dolor nec.Twitter
Volutpat. Facebook
Quisque. Flickr

Seguidores

Seguir

Archivo

miércoles, 28 de marzo de 2012

Para pedir 100 billones se necesita un poco de gracia y otra cosita

Vacuus Finium se extiende a Twitter, para comentarios espontáneos durante el día, me pueden seguir en @vacuusfinium.

Suponga usted amable lector, que tiene un cuñado antipático que ha creado un negocio que está funcionando muy bien y qué, como una concesión graciosa le ofrece  la posibilidad de participar en el mismo. Le ofrece las siguientes condiciones:
  • La valuación de la empresa es muy alta y se compara al de empresas similares con diez veces más ventas.
  • No importa el monto de su participación, ese cuñado antipático va a mantener el 58% de las acciones y el control total de las decisiones.
  • Entrando en detalles ve que el negocio de su cuñado todavía es un proyecto en construcción, pero hay que reconocer que el lo acepta hasta por escrito, aunque aclara que hay riesgo de que se equivoque en sus decisiones.
  • Trata de hablar con su cuñado para entender más sobre el proyecto, pero, este le dice,que no tiene tiempo, ya que prefiere ocuparse en desarrollar el producto.

¿Establecería usted una relación de negocios con este cuñado? Bueno pues básicamente es lo que está haciendo Mark Zuckerberg durante el proceso de oferta pública inicial, de Facebook. Esta semana fue el "kick off" de esta oferta con una reunión a puerta cerrada con algunos de los principales grupos inversionistas en Wall Street y Mark Zuckerberg brilló por su ausencia. Este hecho fue muy mal recibido por algunos de estos grupos, aunque no han faltado los analistas que han salido en su defensa. Estos analistas dicen que el tiempo de un CEO está mejor empleado en ver el desarrollo de un gran producto, y obviamente no han faltado los comentarios sarcásticos. Algunas reflexiones:

  • Me parece que la ausencia de Zuckerberg es una  muestra de arrogancia y puede llegar a lastimar su proceso de colocación. A final de cuentas, el prospecto de colocación de Facebook deja muchas dudas en el ambiente y nada mejor que recibir respuestas directas del "cerebro de la operación".
  • La valuación de 100 billones de Facebook no guarda relación con sus ingresos actuales y es más bien un acto de fe acerca de la posibilidad de generar grandes ingresos en el futuro. Por lo que veo Zuckerberg espera fe ciega, pero cualquier inversionista debe tener muchas preguntas acerca de como se a producir ese crecimiento de ingresos.
  • Al mismo tiempo, de acuerdo a la propuesta de colocación, Mark Zuckerberg mantendría un control dictatorial de las decisiones de Facebook, y para efectos prácticos no necesita de la opinión de los accionistas. 
  • Definitivamente me parece que Facebook se está convirtiendo en una empresa soportada por un culto desbordado a la personalidad de Mark Zuckerberg. Básicamente se está solicitando tener confianza en que las decisiones tomadas  por un individuo, que no tiene contrapesos ni le gusta dar explicaciones, van a ser correctas todo el tiempo. En lo personal me parece inaceptable.este esquema de trabajo, lo cual ha sido mencionado incluso por inversionistas institucionales.
  • Los "defensores" de Mark Zuckerberg dicen que en realidad los inversionistas sacrifican el largo plazo a cambio de rendimientos en el corto plazo y que en realidad no es la mejor forma de construir grandes empresas. No estoy de acuerdo, ya que cuando se aceptan las reglas de las empresas públicas, se deben cumplir con las expectativas de los participantes. Al final del día el CEO es un empleado de los accionistas y entre sus obligaciones se encuentra la de proporcionar una comunicación directa y clara. Transparencia es el nombre del juego.
  • Y me parece qué en el proceso de colocación de Facebook no hay toda la transparencia necesaria. Al final del día, esta empresa le está diciendo a los mercados que enfrenta varios desafíos, que existen riesgos en su desarrollo, que hay posibilidad de que se equivoquen, pero que esperan su dinero y no quieren dar muchas explicaciones.
  • Y dentro de este modelo basado en la fe, hay que reconocer que Facebook ha creado todo un campo de ilusión mediático. Ya hay artículos que hablan del potencial de crecimiento de Facebook, aunque todos omiten decir cómo. 
  • También para evitar voces críticas, Facebook ha tenido cuidado de incorporar a todos los bancos importantes en el proceso de suscripción de la oferta inicial. Todos van a recibir un ingreso y van a poner una estrella en su currícula, y cuando todos están contentos no hay disidentes. Creo que en la lista solo les falta el Banco de la Ilusión.
  • Hay una nota interesante que menciona que el principal ganador de la oferta pública de Facebook va a ser Google, ya que los va a poner en igualdad de condiciones ante el escrutinio de los mercados. Facebook va a ser evaluada como negocio y va a perder esa aura de misterio que tanto lo ha beneficiado.
De todas formas, esta ansia de silencio es elocuente en sí misma. Aquellos que ya invirtieron en Facebook se van a forrar, los que compren Facebook pensando en una ganancia de corto plazo van a salir desplumados y para los inversionistas de largo plazo en realidad es una acción altamente especulativa, cuyo destino depende de que un genio aislado encuentre la forma de multiplicar sus ingresos al menos por seis en el corto plazo.  Y favor de no interrumpir con preguntas, genios trabajando.
-- Desde Mi iPad

0 comments:

Publicar un comentario